Compartir

AMLOlandia, en pleno

El fin de semana, AMLOlandia siguió en pleno. Resulta que el presidente Andrés Manuel López Obrador, estuvo en Veracruz y Oaxaca. En el primer estado, se dedicó a defender a su gobernador consentido, Cuitláhuac García, quien por las “benditas redes” ya es mejor conocido como el “sargento Cuícaras”, que tuvo la “feliz” idea de anunciar que regalaría 500 vacas, en su frustrado intento por acabar con la inseguridad en el estado. Eso por un lado, porque por otro, se mostró cobijado por la figura de su jefe y líder, que hasta amenazó a aquellos que tienen la osadía de meterse con el Ejecutivo veracruzano y ponerlo en jaque.

Se difundieron también las protestas de indignados ciudadanos que manifestaron su rechazo al presidente porque la matanza de Minatitlán no ha sido esclarecida y se ve que el tema va para rato muy largo . Esta vez no hubo aplausos ni las porras que tanto le gustan al tabasqueño.

Otro dato que llamó poderosamente la atención, fue la amplia comitiva que el mandatario llevó a tierras veracruzanas: 10 lujosas camionetas y hasta una ambulancia, por lo que se pudiera ofrecer.

Lo anterior sin duda, contrasta con las repetidas hasta el cansancio, declaraciones que ha hecho AMLO un día sí y al otro también, en el sentido de que es “el pueblo sabio y bueno” el que lo cuida y que su política en sus giras, es también de austeridad, pese a las presuntas amenazas que al presidente le ha hecho la delincuencia organizada.

Sin embargo, dice un viejo refrán que “el miedo no anda en burro”, pero, habría que agregar que sí en camionetas de lujo.

Ya en Juchitán, Oaxaca, López Obrador demostró que las famosas consultas “al pueblo sabio y bueno”, que iniciaron con su gestión y con la cancelación del Aeropuerto de Texcoco, donde sus seguidores se sientieron por vez primera tomados en cuenta, son, en el mejor de los casos una vacilada; son encuestas “patito”, o más bien “ganso”.

Ayer, el tabasqueño siguió una vía más que exprés para que a mano alzada, los asistentes al evento votaran ahí mismo sobre el proyecto del gobierno para el Istmo de Tehuantepec. Y como el presidente ganó bajo la ley del “me canso ganso”, no hubo ningún problema, además de que lo hizo porque se le ocurrió; le salía mucho más barato realizarla a “bote pronto” y porque, según explicó: “si no, nos hacen acusaciones infundadas y mucha gente que no tiene información suficiente se va, como se dice coloquialmente, con la finta». Ya se sabe, arremetió contra la “prensa fifí” y por enésima ocasión, culpó al pasado de sus errores.

Y mientras todo esto ocurría, otro suceso no dejó de llamar poderosamente la atención y fue muy cuestionado. La pregunta que habría que plantear es porqué Beatriz Gutiérrez Müller se valió ni más ni menos que de la agencia de noticias del Estado, Notimex, para promocionar su carrera, porque está más que obstinada para perfilarse como la mejor cantante de la llamada cuarta transformación, ya que como primera dama, nada más no quiere nada, situación que evidencia que si Gutiérrez Müller hubiera aceptado el rol que le impone ser la esposa del presidente de la República, sería mucho más protagónica que Marta María Sahagún de Fox, de muy desafortunado recuerdo que vio frustrados sus sueños de convertirse en la sucesora de su marido y, desde luego, para nada hubiera guardado un perfil discreto como lo hizo Margarita Zavala, con formación política sólida, quien hizo manifiestas sus aspiraciones presidenciales hasta que dejó de ser la primera dama.

Al igual que a Angélica Rivera de Peña, todo indica que a la historiadora Beatriz Gutiérrez, le dio también por la vena artística, pero musical, sin importar las aptitudes que pueda tener para ello, para ello acompaña a su esposo en el poder, ¿o no?.

Hace poco menos del año, cuando su marido era candidato presidencial de la coalición “Juntos Haremos Historia”, la señora Gutiérrez le dedicó una canción llamada “Canta, Canta”, que en la parte principal decía: Cuánto hemos llorado y no perdimos, cuál es la manera de parar la guerra, cuál es la enseñanza que el dolor encierra, la voz, aunque caminamos entre lodo y lodo, hoy formamos una Patria para todos».

Pues así como que en su aún naciente administración el presidente López Obrador haya podido parar la guerra, no ha podido; aunque habría que otorgarle el beneficio de la duda. A lo mejor como la Guardia Nacional ya se estrenó en tierras veracruzanas, aún si contar con las Leyes Secundarias, ni sus elementos con la capacitación requerida, podría dar algún buen resultado. ¿Será?

MUNICIONES

*** El coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Martín Delgado, ya anunció que será en un período extraordinario de sesiones, en el que se analice lo referente a las leyes secundarias de la Guardia Nacional, aprovechando que se ha convocado a éste para debatir en torno al Plan Nacional de Desarrollo y sería para después de las elecciones de junio, cuyos resultados, por cierto, festajará Morena. ¿Será?

*** El dirigente del PAN, Marko Cortés, hizo un llamado al presidente al señalar que ante el aumento de los índices delictivos durante el primer trimestre del año, lo más conveniente para el país sería que el tabasqueño, deje de gobernar con bandos o memorándums. Le recordó el panista que es fundamental (pero al parecer imposible), que AMLO apegue su gobierno a las leyes y el respeto a las instituciones, aunque no le guste- y está visto que no le gusta-, de lo contrario, no sólo se agravarán los problemas de México, se incrementará la polarización social, eso que tanto le gusta azuzar al mandatario. ¡Qué tal!

*** Lo cierto es que el presidente López Obrador, estaba más que contesto, eufórico en su gira del fin de semana por Veracruz y Oaxaca, a grado tal que dijo algo que cada vez menos le creen; que la economía “va requetebién” en estos meses iniciales de su gestión porque se supone que la inflación está controlada; aumenta la recaudación de impuestos y el peso mexicano se está fortaleciendo. ¿Será?

*** Ayer, El Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE), emitió la declaratoria de validez y definitividad del Padrón Electoral y Lista Nominal de Electores (LNE), para seis entidades que celebrarán elecciones el próximo 2 de junio, en las que 13 millones 597 mil 644 ciudadanas y ciudadanos podrán ejercer su derecho al voto. El Consejero Marco Antonio Baños Martínez, explicó que el Padrón de Electores es resultado de los trabajos de actualización y de los programas de depuración instrumentados por la Dirección Ejecutiva del Registro Federal de Electores (DERFE), entre el 2 de julio de 2018 y hasta el 15 de abril de 2019, en los estados de Aguascalientes, Baja California, Durango, Quintana Roo, Puebla y Tamaulipas.

morcora@gmail.com

Redimensionar imagen