Compartir

La treta de las “pantallas”, ¿o de qué otra forma se le podría llamar a la campaña mediática que ha desplegado el presidente Andrés Manuel López Obrador cuando hace todo lo posible para distraer a la población de los verdaderos problemas que aquejan a México?, y lo peor es que al presidente no le importa quedar en ridículo, eso es lo de menos, con tal de que no le critiquen sus muchos errores.

Y la última fue lo de la rifa del avión presidencial. Cuando lo anunció el pasado viernes en su gustadísima conferencia de prensa mañanera todos, -hasta sus seguidores más fieles-, supusieron que se trataba de una broma, pero no, era una absurda realidad que planteaba el tabasqueño para tapar con vehemencia que sus políticas económicas, reflejadas en crecimiento cero; la inseguridad que tiene colapsado al país y sus programas de compra de votos, ¡perdón!, sus programas sociales, han resultado todo un fiasco y que solo es él quien repite un día sí y al otro también, que en México “vamos requetebién”.

Se podría decir que la rifa de la aeronave TP 01, de alguna manera fue un relax, pues por las “benditas redes” se dieron vuelo para criticar esta medida de López Obrador pero además, le sirvió al presidente para medir su popularidad y podría concluirse que ésta va a la baja ya que fueron más los señalamientos y críticas que los comentarios a favor, si acaso, solo de parte de la flamante diputada María de los Dolores Padierna, mejor conocida como “la tía favorita”, quien señaló que la venta del tan llevado y traído avión, era todo un reto (¿así como para quién?), mientras que la dirigente de Morena, Yeidckol Polevnsky, se congratuló, como siempre, de todo lo que hace su amado mesías.

De pasadita, la líder morenista se debería de fijar también en las redes sociales, en las que podrá corroborar que cada vez es mayor el número de sus propios compañeros de partido a los que ya les urge que se vaya.

Sin duda, el principal asunto que quiso cubrir a toda costa el Ejecutivo, es el del tránsito para que el hoy extinto Seguro Popular se convierta ni más ni menos que en el Instituto Nacional para la Salud y el Bienestar. Este capítulo ha sido el más desastroso de todos, a grado tal, que, como se recordará, el tabasqueño pidió un año más, -hasta diciembre de este año-, para que el INSABI funcione con servicios gratis en los tres niveles.

Ayer, de gira por Santa María Tepantlali, Oaxaca, López Obrador hizo un intento por, según él, meter orden “en el recurso destinado a la salud”, y se comprometió a que no faltarán médicos, enfermeros, medicamentos y que los servicios serán gratuitos.

Como se ha consignado en anteriores entregas, el compromiso por parte del Ejecutivo suena muy osado y para él, difícil de cumplir.

Por cierto, en la gira, el presidente estuvo acompañado por la senadora Susana Harp y el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Spriú, quien todo el trayecto exhibió una cara de pocos amigos, más larga aún de la que acostumbra. Se veía a leguas que el presidente le puso un buen “jalón de orejas” porque de nueva cuenta, el titular de la SCT contradijo a su jefe al asegurar que para nada era buena idea vender el avión presidencial. Ni enterado estaba el secretario de lo que había anunciado el presidente. ¡Qué tal!

MUNICIONES

*** Ayer, el gobernador de Yucatán, Mauricio Vila Dosal, rindió su primer Informe de lo hecho en ese tramo del camino y entregó muy buenas cuentas. Con la representación presidencial, asistió Lázaro Cárdenas Batel, sin embargo, Mérida se convirtió en sede de uno de los más importantes cónclaves panistas. Un día antes, el sábado, los mandatarios estatales albiazules se reunieron para analizar precisamente lo referente al INSABI y su desastre. Los gobernadores de Aguascalientes, Martín Orozco Sandoval; Baja California Sur, Carlos Mendoza Davis; Durango, José Rosas Aispuro; Guanajuato, Diego Sinhué Rodríguez; Querétaro, Francisco Domínguez Servién; Quintana Roo, Carlos Joaquín González, que estuvo acompañado de su esposa, Gaby Rejón de Joaquín y Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, estuvieron en la capital yucateca. También se dieron cita otros panistas como el dirigente, Marko Cortés y el senador Héctor Larios Córdova. Con un “¡Viva México, Viva Yucatán!”, concluyó el Informe de Mauricio Vila, al que por cierto también asistió el gobernador de Campeche, Carlos Ayza González, pero no se juntó con los mandatarios panistas, ¿por qué sería?

*** El Grupo Parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados que coordina René Juárez,  demandó, al Gobierno de la Ciudad de México, que encabeza Claudia Sheinbaum, rinda un informe ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, respecto a qué  apoyos brinda  para salvar el empleo de 45 mil trabajadores que laboran en más de 900 empresas de la industria del plástico y  qué estrategia tiene en marcha, para proteger la economía familiar  de quienes dependen de esta producción. Los diputados del tricolor, advirtieron sobre el futuro incierto de la actividad económica,  debido a que el pasado primero de enero entró en vigor la prohibición para comercializar, distribuir y entregar bolsas de plástico, pero no hay información oficial, de las previsiones que se tomaron para apoyar  a los productores de plástico, qué incentivos tienen para  diversificar sus productos y hacerlos más amigables con el medio ambiente; tampoco existen campañas de concientización que informen sobre las ventajas de eliminar las bolsas de plástico por productos reutilizables. La decisión legal, -reconocieron los diputados priístas, apoyará a detener el deterioro ambiental y coadyuvará a combatir el cambio climático, pero es importante reconocer y tomar en cuenta que  existen personas cuyo sustento depende de la industria del plástico, por lo que es necesario generar estrategias para evitar que afecte su trabajo y sus ingresos. Aquí hay que recordar que estas personas, -así como los despedidos del programa extinto del Seguro Popular-, organizaron un plantón a las afueras de Palacio Nacional durante una de las gustadísimas conferencias mañaneras y el presidente de plano, ni un lazo les echó, la pregunta sería: ¿acaso Sheinbaum ofrecerá alguna solución?, lo más probable es que no.

morcora@gmail.com

Redimensionar imagen