Compartir

Las actividades no esenciales son aquellas que involucran congregación o movilidad de personas, entre las que se encuentran: obras de construcción, fábricas no relacionadas con servicios esenciales, así como centros nocturnos, bares, discotecas, restaurantes, instalaciones culturales, de ocio, recintos deportivos, parques de atracciones, parques infantiles, iglesias, cines, plazas comerciales, entre otras.

Asimismo, la Secretaría de Gobernación (Segob), explicó que la actividad no esencial es aquella que no afecta la actividad sustantiva de una organización pública, social o privada, o los derechos de sus usuarios.

Redimensionar imagen