Compartir

Por Lourdes Aguilar

Por segundo día consecutivo el Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática PRD), solicitó al titular del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), Luis Antonio Ramírez Pineda, separar de su cargo, de manera inmediata y definitiva, a José Manuel Mireles Valverde del cargo de Subdelegado de esa institución

en el estado de Michoacán, por sus expresiones misóginas y peyorativas contra las mujeres.

Las diputadas de la fracción del PRD en San Lázaro consideraron indignantes y reprobables las declaraciones hechas por el subdelegado del ISSSTE en Michoacán, José Manuel Mireles Valverde,
quien se refirió como “pirujas” a las concubinas de los derechohabientes. Así también, cuestionó el derecho a los servicios de salud para las parejas del mismo sexo.

Destacaron que es inadmisible que un servidor público de la 4T, utilice expresiones misóginas, denostativas y vejatorias para las mujeres. Porque se limita el derecho básico de las mujeres a la salud, también significan un grave retroceso de la lucha feminista para lograr que las trabajadoras obtengan acceso a la seguridad social. Además, todo servidor público está obligado a promover, observar y proteger los derechos humanos de las mujeres.

Las y los legisladores del PRD manifestaron que si las conductas que vulneran la dignidad e integridad de las mujeres no son sancionadas con firmeza, no se podrá aspirar a una sociedad igualitaria y libre de violencia, “porque la violencia de género en cualquiera de sus expresiones, no atendida incuba la impunidad. No podemos esperar que cese la violencia social y criminal contra la mujer si somos tolerantes con la violencia institucional”.

Consideraron que “la violencia contra las mujeres comienza por tolerar, ignorar, o invisibilizar que detrás de una palabra como “piruja”, se esconden años de misoginia, años de machismo, de odio y de estigma que solo fomenta más la violencia en perjuicio cada vez más grave contra la integridad y dignidad de las mujeres”.

Aunado a la destitución de José Mireles, el GPPRD propuso al titular del ISSSTE para que, en el ámbito de su competencia, implemente cursos y talleres conducentes a la sensibilización y educación del personal a su cargo en materia de relaciones de género y derechos humanos, especialmente en las entidades federativas con altos índices de violencia feminicida.

Por lo anterior las y los diputados del PRD consideraron que debe atenderse a la brevedad los múltiples llamados internacionales para reconocer y aplicar universalmente los derechos humanos de las mujeres en el terreno de la igualdad, la seguridad, la libertad, la integridad y la dignidad como base del derecho al ejercicio y goce de sus garantías incluido el derecho a una vida libre de violencia.

A %d blogueros les gusta esto: