Compartir

La celebración del Día de la Candelaria el próximo 2 de febrero disparará hasta 200 por ciento la venta de figuras y vestimentas del Niño Dios, por lo que junto con los tradicionales tamales, la festividad dejará una derrama económica estimada en 225 millones de pesos en la capital.

La Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño (Canacope) de la Ciudad de México relató que la sola tradición de comprar, reparar y vestir la figura del Niño Dios dejará una ganancia económica de 63 millones de pesos.

Ello porque existen cerca de dos mil 864 giros económicos formalmente establecidos que previo a la fecha tienen un aumento en ventas de 18 por ciento en promedio.

En cuanto a los tradicionales tamales, la preparación y consumo de estos alimentos tradicionales, por este concepto los capitalinos pagarán 162 millones de pesos.

Redimensionar imagen