Compartir

Una iniciativa que busca dejar el control de los puertos a la secretaría de Marina ha suscitado división entre morenistas.

Como es público será este martes cuando se lleve a comisiones en San Lázaro una iniciativa que las terminales portuarias del país sean administradas en sui totalidad por la secretaría de Marina lo que ha ocasionado malestar en la secretaría de Comunicaciones y Transportes de Javier Jiménez Spriú que advierte sobre la inconstitucionalidad de la iniciativa de marras.

El proyecto también ha sido cuestionado por el Coordinador General de Puertos y Marina Mercante, Héctor López Gutiérrez quien incluso ha calificado la propuesta de los diputados de Morena de corte de gobiernos “dictatoriales”.

El tema también preocupa al gremio de puertos toda vez que podría afectar la operación de terminales que resultan claves para el comercio exterior en momentos en que nuestras exportaciones con nuestro principal socio comercial, Estados Unidos, se debilitan.

Y bueno, el jaloneo por el control de los puertos viene a ser un episodio más de los encontronazos entre ejecutivo y legislativo por iniciativas que no han sido bien estudiadas y que van en contrasentido de las intentonas del gobierno de Andrés Manuel López Obrador por recuperar la confianza de los inversionistas. 

La iniciativa que le comento involucra sendas modificaciones a Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, a la Ley de Navegación y Comercio Marítimo y por supuesto a la Ley de Puertos.

Entre los argumentos que ha puesto sobre la mesa el Coordinador de Puertos señala que la militarización de los puertos enviaría una mala señal internacional por tratarse de puertos comerciales, además que tanto Estados Unidos como Canadá no han tomado medidas de ese corte lo que podría empañar las ya de por si complicadas negociaciones para ratificar el T-MEC.

El caso es que en el debate por quien debe ser la entidad que administre los puertos el propio secretario Jiménez Spriú ha dicho que la iniciativa de Morena que se discutirá en la Cámara de Diputados implicaría la militarización de una actividad civil.

La ruta del dinero

Con el objetivo que en 2030 la totalidad de los empaques y envases que se utilizan en el país sea reutilizables, reciclables, compostables, ECOCE que comanda Gilberto Maldonado Gutiérrez y la asociación sin fines de lucro Ecología y Compromiso Empresarial firmaron el Acuerdo Nacional para la Nueva Economía del Plástico en México en el Senado de la República. La nueva economía de los plásticos fomenta la Economía Circular y ofrece profundos beneficios económicos, ambientales y sociales mediante el aprovechamiento de residuos para la fabricación de nuevos envases. Con la firma de ese documento  México se pone a la altura de otras naciones y refrenda su compromiso con el cumplimiento de los Objetivos del Desarrollo Sostenible, manteniendo el desarrollo económico, la estabilidad social y la protección al ambiente. El acuerdo establece además que en diez años se alcanzará una tasa de acopio de 80% en PET y 45% en promedio de todos los plásticos, un nivel similar al que tiene hoy la Unión Europea.

Redimensionar imagen