Compartir

Las miradas se dirigían hacia la secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, por aquello de que el presidente había anunciado que haría cambios en su gabinete después de los comicios del 6 de junio. Sin embargo, ayer y de manera un tanto cuanto sorpresiva el mismísimo presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el primer ajuste en su equipo cercano de trabajo y así, rapidito, Rogelio Ramírez de la O, ya está anunciado como el nuevo secretario de Hacienda y Crédito Público y es visto como uno de los hombres más cercanos al tabasqueño y un economista bastante competitivo; quién sabe por qué no le hará tanto caso el presidente teniéndolo como su asesor en materia económica.

Ojalá y cuando Ramírez de la O tenga que ver con el Ejecutivo lo referente al Paquete Económico, el tabasqueño no lo soslaye y le haga caso ya que, como el propio Arturo Herrera lo dijo, se trata del “primer paquete económico poscovid”.

Por su parte, el aún responsable de las finanzas públicas, tuvo muy buena suerte pues será propuesto por el Ejecutivo como nuevo gobernador del Banco de México, un nombramiento que hizo con bastante antelación el presidente pues será hasta el mes de diciembre cuando se den los relevos. De cualquier manera, no tendrá ningún problema para que lo apruebe el Senado de la Repúblcia.

De alguna manera, el inquilino de Palacio Nacional le paga así a Herrera la lealtad que le tuvo cuando el primer titular de Hacienda de esta administración, Carlos Manuel Urzúa, renunció con carácter de irrevocable mediante una carta en la que éste último le plantó sus verdades a la cara al tabasqueño.

Por aquellos ayeres, mucho se comentó en los corrillos políticos que Arturo Herrera también se iría de la dependencia,  que todo era cuestión de algunos meses. Cómo olvidar la fotografía que se sacaron López Obrador y el todavía secretario de Hacienda, luego de la renuncia de Urzúa, en la que Arturo Herrera aparecía todo sudoroso y con cara de compungido.

Pero esos eran otros tiempos, ahora Herrera Gutiérrez, estuvo inmerso en un día que él mismo dijo fue “muy movido” y no podía ser de otra forma, pues se sacó algo así como “el premio mayor”. Es más, el propio López Obrador dijo que dicha propuesta era, “Un cambio para el bien de México” que se supone que también hizo para no crear incertidumbre en los mercados, es decir, bien podría subrayarse que Herrera fue el afortunado del pleito que el tabasqueño quiso entablar con el actual gobernador de Banxico, Alejandro Díaz de León, cuando hace unas semanas, en uno de sus gustadísimos “stand-up” mañaneros, dijo que de ninguna manera apoyaría la reelección de Díaz de León y hasta se dio el lujo de calificarlo como neoliberal y conservador. Lo bueno es que Díaz de León, nunca le compró la provocación al inquilino de Palacio Nacional.

El “quid” de este asunto, es que en la administración del aún gobernador del Banco de Méxco, no entregó remanentes a la llamada cuarta administración, recursos que por cierto, quién sabe a dónde irán a parar, ¿a Palacio Nacional?, quién sabe.

De tal suerte, quizás Arturo Herrera tenga algún problemilla, pues para diversos analistas en la materia, quien todavía cumple algunos pendientes como responsable de las finanzas públicas, tendría la obligación de entregar precisamente remanentes a su jefe, el presidente y tendrá que ver de qué forma lo hace sin afectar al peso, cuestión que se ve harto difícil.

Y por cierto, sobre la flamante y quasi invisible secretaria de la Función Pública, el presidente López Obrador la tiene guardada aparte y no pasará mucho tiempo en que se la cobre.

MUNICIONES

*** El Instituto Electoral de Tamaulipas informó a los representes de los partidos políticos que, durante los conteos distritales, abrirá hasta 2 mil paquetes para hacer un recuento de la votación; lo anterior sin haber definido siquiera una causa o motivo legal para no confiar en el conteo que hicieron los ciudadanos. La medida se observa en aquel estado como un intento desesperado del gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca por revertir los resultados de una elección que terminaría otorgando el control del Congreso local a Morena, y que a la postre significa la caída de la última barrera que impide que la FGR dé cumplimiento a su orden de aprehensión. El mandatario espera que, al abrirse esos paquetes que representan hasta el 80% de la votación, se declare finalmente la nulidad del proceso.

*** Pues resulta que el consorcio conformado por Bombardier Transportation México, Alstom Transport México, Gami Ingeniería e instalaciones y Construcciones Urales Procesos Industriales, llevarán a cabo una de las magnas obras de la llamada cuarta transformación, el Tren Maya y señalan que se trata un proyecto ferroviario interurbano de gran escala que se establece para transformar la movilidad sostenible en el país. Informan también que el costo total del contrato asciende a 36 mil 564 millones de pesos, mientras que la parte que corresponde a Bombardier – Alstom asciende a casi 1mil millones de euros. Como se recordará, la oferta ganadora fue anunciada por el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR) el pasado 26 de mayo, después de que su Comité Técnico aprobó las propuestas operativas, técnicas y económicas del consorcio. Los factores que determinaron la decisión de Fonatur para seleccionar al consorcio ganador fueron: costos, grado de integración nacional, tiempos de entrega y propuestas de diseño. Una pregunta no sobra, ¿todavía estará involucrada en ese “elefante blanco”, ¡perdón! magna obra la invisible directora del Metro, Florencia Serranía?

*** En el Palacio Legislativo de San Lázaro, todos se preguntan por qué el diputado Pablo Gómez y Alvarez, tuvo el gesto de hacer una autocrítica a Morena, luego de que perdiera la reelección y señalara que “nos ganó la soberbia”, lo cual, es una verdad absoluta. Ahí está al presidente López Obrador, que solo muy por encimita ha abordado la derrota del partido oficial y, ni hablar del duro revés que Morena sufrió en el Estado de México. A ver si con este gesto de humildad, el diputado Pablo Gómez sienta cabeza y deja de estar viendo a todo mundo como “de la cumbre al valle”, hay que ser más humildes. Y luego el exdirigente del Movimiento de 1968 perdió frente al excandidato presidencial de Nueva Alianza, Gabriel Quadri, no lo pudo soportar, como tampoco el diputado Alfonso Ramírez Cuéllar soporta que le haya ganado la actriz y cantante Rocío Banquells. ¡Qué tal!

morcora@gmail.com

Redimensionar imagen