Compartir

Por Lourdes Aguilar

La Coordinadora del PRD en la Cámara de Diputados, Verónica Juárez Piña, consideró que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador debe asumir su corresponsabilidad en la liberación de Gildardo López Astudillo, El Gil -vinculado con la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa-; al no atender las alertas de que se requerían aportar nuevos elementos para subsanar las deficiencias de la investigación.

Dijo que la decisión del juez primero de distrito de procesos penales federales en Tamaulipas de desechó las pruebas que había presentado la entonces Procuraduría General de la República (PGR), en contra de El Gil, al concluir que se obtuvieron de manera ilegal sienta un precedente que podría dejar en libertad a otros 50 inculpados, además de los 44 que ya están en libertad, incluido El Gil- por las mismas razones.

Juárez Piña recordó que desde mayo de 2015 la Comisión Nacional de los Derechos Humanos advirtió que los procesos relacionados con los inculpados por la desaparición de los normalistas estaban débiles y que por lo tanto tenían que fortalecerse.

“Es menester recordar que, desde el mes de marzo los familiares alertaron sobre las posibilidades de que las pruebas fueran desestimadas y la posible liberación de quienes se encuentran en calidad de presuntos responsables; pero la Fiscalía General de la República (FGR) hizo caso omiso”, lamentó.

Hasta entonces, la FGR aún podía presentar pruebas en contra de López Astudillo, pero no lo hizo, por lo que el juez determinó la sentencia absolutoria.

En opinión de la Diputada Federal por Jalisco, debe hacerse especial énfasis en el derecho a la verdad de las víctimas, no sólo para procesar penalmente a quienes participaron en la desaparición, sino para saber finalmente, dónde se encuentran.

A %d blogueros les gusta esto: